domingo, 12 de junio de 2011


Hoy es el Día del Espíritu Santo...estamos en plena llegada del Espíritu prometido  por Jesús, parte de la Santísima Trinidad que nos hace verdaderos hijos de Dios.
Nuestra oración y vida está dirigida por el Espíritu, ese ser que alienta nuestro ser, que nos da la fuerza y la inteligencia y que alimenta nuestra fe en todo momento. Yo he encontrado en los escritos de la Madre Trinidad de la Santa Madre Iglesia una Teología que me esclarece en mi interior el gran misterio del Dios: Padre, Hijo y Espíritu Santo. Después de haber leído a los Santos Padres, los teólogos y maestros que lo han enunciado a través de la historia de la Iglesia, esta mujer, humilde y medio analfabeta, me enseña más que todos en la comprensión espiritual de las grandes verdades de la fe. Es mística y a la vez sencilla, por eso conecto con su pensamiento y aquí pongo algunas las las cosas que ha escrito acerca del Espíritu Santo. Todo está transcrito de su libro Frutos de oración. Retazos de un diario.  

256.-Por serse Dios lo que es, por su infinidad de ser, es por lo que el Padre engendra, el Verbo expresa y el Espíritu Santo ama.
227.- Dios es la Vida en tres personas perfectas y acabadas: una que engendra, otra que expresa y otra que es el Amor; y estas tres divinas personas son una unidad tan perfecta, que una sola vida tienen, un sólo ser. 


Porque Él nos manda su Espíritu para que habite en nuestras vidas, se exprese en nuestros actos y sintamos su Amor eterno en nosotros...

¡FELIZ DÍA DE PENTECOSTÉS!
Publicar un comentario