jueves, 19 de febrero de 2015

Comienza la Cuaresma...

Hoy es Miércoles de Ceniza y ya todos habremos estado en nuestras parroquias comenzando la Cuaresma en la imposición de las cenizas. estos días son de los llamados "fuertes" en la Liturgia de la Iglesia: tiempo fuerte para orar, para convertir el corazón de piedra en corazón de carne, para ayunar de todo lo superfluo en nuestras vidas, para reforzar nuestra fe y para vivir a la espera y en la esperanza de la Resurrección de Jesús y de nuestra resurrección como hijos de Dios siguiendo su ejemplo.
para reforzarnos en el hecho de que no todo lo que pasa por la Red es malo, me han pasado una app (aplicación para los teléfonos) que puedes encontrar para Android y Apple, escribiendo cuaresma-pascua2015. Yo lo he bajado y la verdad es que es muy útil: tiene el Evangelio del día, santoral, Catecismo, una reflexión, oración semanal, oración para niños y una meditación en audio que está muy bien. Les invito a que la vean y ya me dirán.
A partir de hoy  pondré documentos sobre la Cuaresma del Papa Francisco por si no los han encontrado en otro lugar. Un abrazo en Cristo y que tengamos una profunda y sincera conversión en esta Cuaresma.






jueves, 29 de enero de 2015

Meditación para el día de hoy del APOR.

Como sabéis los que me conocen, participo del Apostolado de la Oración, y desde hoy voy a poner las meditaciones que nos mandan mensualmente.


Día 29:

Es bueno que recordemos en la oración los evangelios o las vidas de santos que nos han impresionado más durante este mes. Volver a meditar su vida o sus escritos nos darán una mayor consistencias espiritual poder ser mejores y más decididos apóstoles en este mundo actual. No nos quejemos de que las cosas van mal, sino que trabajemos para que Jesús sea más honrado y m mejor comprendido. Que los criterios del Evangelio vuelvan a ser la fuente de nuestra santidad personal y de nuestro trabajo cotidiano para ser testigos creíbles de Jesús en este mundo sin fe.


Como ven esta meditación enlaza con mi anterior publicación acerca del estudio de la Palabra.



La vida de Juan XXIII

En estos días, creo que fue en día 6, proyectaron el 13TV la película biográfica del Papa Juan XXIII. Ya había leído algunas de sus exhortaciones y muchas de sus oraciones y me gusta mucho su modo de ser, su humildad y el buen sentido del humor que tenía. 
Pero al margen de ser una película muy bien hecha cinematográficamente hablando, la verdad es que no me imaginaba que hubiese pasado por tantas pruebas no sólo en su pontificado sino como cura, obispo y cardenal. Creo que ahí es donde podemos aprender de su humildad y paciencia, pues tenía mucha, mucha paciencia. 
Algo que me dolió fue la forma en que se plantean los tejemanejes de los cardenales a la hora de la elección del Papa: me entristece pensar que sean verdaderos hombres de Dios, y lo peor es que, esas actitudes echan pa´trás a cualquiera que quiera un encuentro real con Dios y su Iglesia.
Ya se que muchos pensarán que Iglesia somos todos y esa cosas lindas que decimos en los Cursillos de Cristiandad, pero es que  duele ver que aquellos que deben dar ejemplo de santidad, se comporten como lobos en jauría, dejándose llevar por los vientos y vaivenes del mundo en vez de estar pensando en el reino de Dios, que no tiene nada que ver con políticas ni riquezas materiales.
Y a día de hoy creo que Francisco, nuestro papa del pueblo, se le parece mucho, lo cual me llena de esperanzas, porque, como le dijo un obispo a Napoleón: ni nosotros hemos podido acabar con la Iglesia en tanto años....









Sábado en Pueblo de Dios.

Este sábado 24 de enero fui a Pueblo de Dios a  una actividad de estudio de los evangelios, que ha comenzado por el evangelio de san Marcos. Ha sido un encuentro lindo, lleno de reencuentros, pues hacía casi dos años que iba (siempre me enfermo allí ya que es una finca apartada y hay mucha humedad y mi asma se regodea en aparecer y portarse muy mal) y esta vez fui con mi madrecita. Ella está en huna fase inicial de demencia senil y/o  Alzehimer pero todavía disfruta de esos encuentros y para mí ha sido muy estimulante verla escuchar con atención y no perder palabra.
Hemos empezado un estudio del evangelio de san Marcos  que ha estado muy bien, pues se han usado palabras llanas pero también términos más complejos, latinismos, griego, conceptos que pocas veces los cristianos "de a pie" usamos. Me gustó ver al sacerdote que vive en esa comunidad, explicar todo de forma amena, sencilla, asequible.
Y, al final me traje a casa una especie de guía de estudio para seguir profundizando.
¿Por qué escribo esto después de tanto tiempo callada?. Porque he pasado todos estos meses haciendo actividades que, la verdad, para entenderlas hay que vivirlas. El amor de Dios se ha derramado en mí y siento que todos los días tengo que agradecérselo, pero me doy cuenta de que no tengo palabras para poder explicarlo. Puedo evangelizar, que es la tarea más grande que Dios me ha dado, pero no puedo hacerlo , o no se hacerlo, por este medio: me doy cuenta de que puedo y de hecho lo hago diariamente, pero de forma directa a las personas que me rodean (en el barrio, la parroquia, mi trabajo). 
Hace años, cuando empecé a escribir en este blog, recuerdo al amigo Arcendo que me decía: escribe como si estuvieras hablando contigo misma, escribe tus experiencias sin preocuparte de lo que los demás piensen: hazlo para Dios. Y eso es lo que he tratado de hacer hasta ahora. Lo que pasa es que, a medida que experimento más profundo al Señor en mi, se me hace difícil explicarlo. Espero que me comprendan. Yo recuerdo diariamente a Arcen, como le llamo siempre, espero que él me inspire y vea desde el cielo.
Para todos los que me lean escuchad la letra de esta bella canción de Alfareros....










lunes, 30 de diciembre de 2013

La oración compartida

Quienes me conocen saben que me gusta orar a todas horas: no necesito mucho espacio ni tiempo. A veces la oración es sólo levantar los ojos al cielo y ver el sol radiante y decirle: Buenos días hermano sol!. Otras es ver una persona pidiendo en la escalera de un bar  y darle unas monedas diciéndole: Dale las gracias a Dios, no a mi.
Y la semana pasada, en mi grupo carismático sucedió algo que debo compartir, pues la fe es para eso para compartirla. Explico:siempre empezamos con cantos de invocación al Espíritu Santo, para que venga a nosotros e ilumine las enseñanzas que vamos a recibir, después se canta al Hijo pidiendo apoyo y guía para nuestros pasos. Y finalmente, "entramos en materia": comenzamos la alabanza al Padre. Esta parte es la más prolongada siempre, muy sentida por todos, aquí nos vamos expresando entre cantos y estribillos sobre aquello que el Espíritu nos ha hecho entender. Pues ahí fue donde tuvimos todos los miembros del grupo un momento muy especial: fue algo difícil de expresar, como lo hablamos después, al hacer la meditación de la lectura: yo sentí un impulso muy fuerte de cantar de pie, así como mi compañero Tono, fue como un resorte, pues nos levantamos los dos a la vez, dando palmas y cantando a pleno pulmón (yo es que canto muy mal para mis oídos, así que ya os podéis imaginar) y sentíamos un ansia de bailar y comprendí entonces esa palabra que aparece tanto en los salmos como en el AT: exultar, exultaré...Fue como una claridadd, como un entrar en el Conocimiento de Dios, fue algo inenarrable.
Y al terminar la alabanza nos sentamos como arrobados, pero al mirar las caras de los otros me di cuenta de que todos estaban también como en éxtasis (no encuentro mejor descripción).
 Una de las servidoras del grupo, cuando ya habíamos hablado de la lectura, nos empujó a hablar de la experiencia y fue maravilloso ver cómo todos, digo TODOS, habíamos experimentado algo muy fuerte e indescriptible: uno lo sintió como calor, otra como fuego, un tercero dijo sentir algo rozando sus brazos y  otros que algo le había cantado al oído....todos habíam,os tenido una experiencia asociada al Espíritu Santo diferente, pero vívida, tangible.
Amigos, ya se que muchos dirán: "esos carismáticos"...pero yo sólo describo una experiencia sucedida durante la oración comunitaria para que vean cómo aún siendo pecadores, aún siendo los más imperfectos, cuando unimos nuestras voces y almas e invocamos al Espíritu de Dios, éste se puede manifestar.
Así que ya saben: nada hay como alabar a Dios: por todo y por todos, por las cosas que tenemos y por las que no, por nuestros amigos que nos aman y por los enemigos, que nos recuerdan que no somos perfectos.
Yo canto todas las mañanas con Marcos Wytt, un cantautor cristiano evangélico que me encanta: sus canciones me sirven para adorar a Dios de forma alegre e intensa, son como oraciones, pero sin peticiones superfluas que me entretengan: sólo alabar. Y es una sensación fuerte y que me renueva a diario cantar al Señor por todo lo que me da.
Así que: ¡alabemos al Señor que ha hecho en nosotros maravillas! Un abrazo a los que pasen por aquí.



sábado, 14 de diciembre de 2013

¡¡¡¡Que llega la Navidad!!!!

¡Y yo perdida de mi blog! He estado muy disociada entre unas cosas y otras, tampoco tenía mucho que contar, pues este año que termina ha sido muy duro laboralmente y me ha agobiado un poco. También he perdido mi norte fundamental en internet, mi amigo Arcendo y la verdad es que se me encogieron las alas de la ilusión...para qué contar tristezas?!...en fin, que ya tenemos la Navidad a las puertas y hay que sacudirse la morriña y el polvo del camino y preparar el corazón para recibir al Hijo de Dios.
Para mi la Navidad siempre es motivo de alegría: me gustan los villancicos, las luces, los Belenes; pero sobre todo me inunda la alegría de la espera, que es la esperanza de que Jesús nació pobre, un pesebre, por mi y por cada unos de nosotros.
Hoy traigo este poema y foto cedida por el blog  Reflejos de Luz., que me ha gustado mucho y lo transcribo:





Preparado para que, cuando Tú llames, yo te abra
Despierto para que, cuando Tú te acerques, te deje entrar
Alegre para que, cuando Tú te presentes, veas mi alegría

QUIERO ESTAR EN VELA, SEÑOR
Que, el tiempo en el que vivo, no me impida ver el futuro
Que, mis sueños humanos, no eclipsen los divinos
Que, las cosas efímeras, no se antepongan sobre las definitivas

QUIERO ESTAR EN VELA, SEÑOR
Y que, cuando nazcas, yo pueda velarte
Para que, cuando vengas, salga a recibirte
Y que, cuando llores, yo te pueda arrullar

QUIERO ESTAR EN VELA, SEÑOR
Para que, la violencia, de lugar a la paz
Para que los enemigos se den la mano
Para que la oscuridad sea vencida por la luz
Para que el cielo se abra sobre la tierra

QUIERO ESTAR EN VELA, SEÑOR
Porque el mundo necesita ánimo y levantar su cabeza
Porque el mundo, sin Ti, está cada vez más frío
Porque el mundo, sin Ti, es un caos sin esperanza
Porque el mundo, sin Ti, vive y camina desorientado

QUIERO ESTAR EN VELA, SEÑOR
Prepara mi vida personal: que sea la tierra donde crezcas
Trabaja mi corazón: que sea la cuna donde nazcas
Ilumina mis caminos: para que pueda ir por ellos y encontrarte
Dame fuerza: para que pueda ofrecer al mundo lo que tu me das

Quiero estar, en vela, Señor
Entre otras cosas porque, tu Nacimiento,
será la mejor noticia de la Noche Santa
que se hará madrugada de amor inmenso en Belén.
¡VEN, SEÑOR!






Pues ¡que la luz brille en nuestro corazón, que no se apague la llama de la esperanza y nos mantengamos despiertos para recibir a Jesús!

jueves, 19 de septiembre de 2013

Cursillo de Cristiandad 347

Ya publiqué en facebook que estuve de Cursillo el fin de semana del 26 al 29 de abril. Ahora subo el vídeo que he hecho a partir de las fotos que saqué.  



video


Viajé a Fátima.

Sí amigos: este verano he participado en la XIII Jornada de Oración de la Renovación Carismática Católica. Ha sido un regalo de Dios, literalmente, pues en los meses del verano trabajo mucho más de lo habitual, y el dinero no es que está creciendo en los árboles, pero el Señor sabía que necesitaba esta semana de oración, llena de Él, del Espíritu Santo, y me puso los medios precisos para que estuviera allí.
He conocido y tratado con mucha gente linda, llenas de Dios, me han dado en muy poco tiempo, ejemplo de amor y de comprensión. Ya publiqué algunas fotos en facebook, pero aquí voy a poner los momentos más lindos.
Me gustaría poder explicar profundamente lo que he sentido allí, pero las palabras no alcanzan nunca a reflejar el milagro de la fe. Las enseñanzas que han impartido los sacerdotes que nos han acompañado  han estado hermosas y nos han interpelado constantemente acerca de nuestra fe, de nuestro amor a Dios y a los hermanos. Hemos contado con la presencia del padre Manuel Orta, el padre Juanjo y el padre Agustín. Además habían dos sacerdotes jóvenes, uno de ellos  colombiano, y un diácono que ayudaron en todas las actividades. 
Nos concedieron tres misas en la Capelinha que fueron preciosas, llenas de homilías para la vida actual del creyente.
Y después, el Rosario todas las tardes en la explanada, con el desfile de las candelas lleno de gente de muchas naciones, tantas que...¡hasta me encontré con un grupo de cubanos!. Estaban allí por una asamblea, venían de la Iglesia del Carmen de La Habana, y el grupo lo formaban, además, creyentes de otros países de América Latina. Una lástima que no pudiese sacarme una foto con ellos, pues estábamos corriendo de una actividad a otra y no pudimos vernos antes de partir. Pero si por casualidad me leen, sepan que he orado mucho por ellos y por Cuba, que siempre va en mi corazón.
Y aquí están las fotos, algunas con mala calidad, pues fueron hechas, todas, con el móvil, pero creo que merece la pena ponerlas.
Espero que podáis ir algún día a Fátima, allí siempre he sentido el Espíritu de Dios cerca, es una sensación que no se puede traducir en palabras.


Mis amigos Rosa y Manolo, 


Un momento antes de comenzar las enseñanzas,


En primer plano, parte de los hermanos de Madrid, 


Esta foto la tomé casi clandestinamente, pues esta consagrada pertenece a la Orden de Ermitaños, es muy maja y hablamos de muchos temas, tiene una gran alegría de Dios que trasmitió a todos,  


Otro momento antes de comenzar las enseñanzas, 


Mi amiga Maricarmen, 


Momento antes de comenzar una enseñanza, el grupo de intercesoras invocando al Espíritu Santo sobre el padre Manuel


Y aquí ya en plena enseñanza del padre Manuel Orta, 



Nuestro grupo de Huelva, con los padres Manuel y Agustín, en la Nueva Basílica,


Mis amigas Elena y Ana ante la puerta de la Nueva Basílica, 


Yo ante la Virgen de la Nueva Basílica, no se si se distingue, pero me compré una camiseta muy especial: con la cara del Papa Juan Pablo II, el querido, 


Este el Cristo que preside el altar de la Nueva Basílica, es precioso, parece un marinero portugués, está lleno de fuerza, como si nos dijera: sí, estoy en la cruz, pero soy fuerte porque Dios está conmigo.


Momento de encendido de las velas en el Rosario, uno de los días que estuve allí, el fuego se propaga desde el cirio que está al lado del altar. 


Rosario de la tarde noche, estas fotos son de días diferentes, sólo las he puesto para que vean la cantidad de creyentes que se reúnen a rezar, 



En la escalinata de la Basílica se sientan muchos con sus velas, rezando el Rosario, 



Momentos de las procesiones después del Santo Rosario, aquí se puede ver la cantidad de sacerdotes, venidos desde muchas partes del mundo, que llevan la Virgen por la explanada, 


Aquí la Virgen pasaba cerca de mi sitio, preciosa, 



Chicas de varios grupos de Bilbao, 


Cartel que presidía nuestra asamblea, con el lema Fátima, altar y puerta de la fe.


Misa previa a la salida hacia nuestros lugares de origen, en primer plano mi amigo José Manuel, un gran chico, con una espiritualidad a flor de piel, 


Último desayuno desayuno, estas son las lindas chicas cordobesas, un encanto de personas, y muy jóvenes en espíritu, con ganas de seguir a Dios en el servicio al prójimo, las quiero, 



Yo en la mañana de la partida, después de la última visita a mi Virgen de Fátima, dichosa por haber estado allí con ella, y con la esperanza de poder ir de nuevo, si Dios quiere.











sábado, 22 de junio de 2013

Cuando un amigo se va....

Hace unos años me decidí crear este blog para compartir mis ideas y mi amor por Dios y la primera persona que me leyó y comentó fue Arcendo. Él me dio opiniones sobre cómo hacerlo y me sugirió ideas y temas para mis entradas, fue una ayuda incondicional en esos momentos y en los que han venido después. Con el tiempo yo he escrito cada vez menos, por muchos motivos, pero él siempre me animó a volver. Sus entradas siempre han sido magníficas, certeras y justas, su ejemplo de hombre de Dios es para mi uno de los testimonios cristianos que más me ha ayudado en estos años en que le he conocido.
Lamento su pérdida como si fuera mi familia, como si hubiese tenido una relación estrecha y  contínua, (cosa que no es real, pues no tuve el privilegio de conocerle en persona), pero que él, con su forma de ser cercana y agradable siempre, se ha ganado. Mi amor de hermana en Jesús ha crecido con él con sus palabras encendidas o calmadas, con sus arengas ante lo mal hecho o sus vídeos que hablan de amor fraterno, música, solidaridad y por encima de todo, amor a Dios.
Aunque sabía el desenlace desde hacía tiempo, su pérdida me ha dejado sin palabras, sin embargo,  mi dolor fluye como un manantial lento, suave, pues siento una gran paz al saber a dónde va: a la casa del Padre. Mi dolor se diluye en la contemplación de ese gran misterio que es la muerte: la puerta que nos separa de Él, el umbral que inevitablemente debemos cruzar todos un día.
Y siento que Arcendo va directo a allí, donde sea que esté: con Jesús, por María, a contemplar la gloria del Padre Eterno.
Mi alma está hoy con él y con la familia que le ha perdido.
Abrazo a todos mis amigos blogueros que le han conocido  con ellos canto esa canción que le gustaba tanto: La muerte no es el final.
Descanse en paz tu alma que tanto bien hizo en mi, hermano Arcendo y vela por nosotros como lo hiciste en este mundo.



miércoles, 10 de abril de 2013

Encuentro de profesionales sanitarios católicos en Huelva

El sábado pasado, 7 de Abril nos hemos reunido algunos profesionales sanitarios en el Seminario de Huelva, ante la convocatoria de la Pastoral de la Salud y con el apoyo y presencia de nuestro obispo José. Podría haber sido más concurrida, pero hay que tener en cuenta que trabajamos a turnos la mayoría y se hace difícil reunir un día específico a todos los que quisieran participar. Había médicos de varias especialidades, matronos, enfermeros y una profesora del colegio del seminario, unos en activo y otros jubilados.
El tema central del encuentro era la Ética y la Bioética en la práctica de la medicina y se hicieron tres talleres: uno dedicado "Los dilemas éticos al principio de la vida", otro sobre "La humanización de la asistencia sanitaria",  y otro sobre "Escenarios al final de la vid". En ellos había un ponente, destacado miembro de nuestro colectivo, que hacía un repaso breve del tema y seguidamente, nosotros abríamos el debate. La participación ha sido muy amplia y creo que a todos nos quedó la sensación de que podríamos haber estado más tiempo debatiendo y compartiendo ideas, cosa que pocas veces se puede hacer en el tiempo escaso en el que nos podemos reunir tantos sanitarios y, sobre todo de ramas tan diversas.
El final del encuentro fue una conferencia magistral del obispo de Bilbao, Mario Iceta ( con un segundo nombre muy complicado para aprendérmelo jejeje). que habló  de "La dignidad de la vida humana", aclarando términos  como persona o individuo, el don del amor como generador de la vida, la experiencia del amor, el comienzo de la vida, enfermedad y trascendencia adecuada a la enfermedad terminal, os cuidados paliativos, etc. Me ha gustado mucho la forma que tiene de llegar a su interlocutor, su sencillez y su sentido del humor.
El encuentro abre las puertas a otros, que permitirán conocernos y reconocernos como entes sociales que seguimos a Cristo al que debemos proclamar con valentía desde nuestros puestos de trabajo.
Las fotos que tomé están hechas con el móvil y no son muy buenas, pues prácticamente no hubo tiempo material para hacerlas, así que he pillado a todos en lo que esta haciendo y muchas están en muy mala calidad, pero he montado un pequeño vídeo para que se lleven una idea de la actividad.
Gracias a mis compis que no se opusieron en salir en mi "reportaje" ejejeje.